martes, 3 de diciembre de 2019

Los libros de octubre


Vengo muy atrasada con los post de las últimas lecturas. Tanto que el último correspondió al mes de septiembre.

Y no es que haya estado quedada con los libros, al contrario. ¡Fueron meses muy lectores! Pero lo que no he tenido mucho tiempo es de pasar por aquí, sé que tengo el espacio un poquito abandonado.

Para ir poniéndome al día, acá van los libros de octubre:

Insomnia, de Stephen King.
Esta es una historia bastante rara, la cual me deja con algunos sentimientos encontrados. Por momentos creo que es demasiado delirante, y me costó un poco engancharme.
Ralph, un hombre de setenta años que acaba de quedar viudo, descubre que va perdiendo capacidad de dormir. Cada vez se despierta antes, lo cual comienza a afectarle su salud y humor. Unas raras visiones comienzan a acecharle al mismo tiempo. Esta nueva sensibilidad visual le permite ver otros seres, más allá de las personas. También empiezan a suceder hechos extraños y violentos en la ciudad de Derry. En conjunto, una novela bastante peculiar.

El año de los delfines, de Sarah Lark.
Siempre disfruto las novelas de esta escritora, sus personajes y los paisajes que describe. Esta no es la excepción.
Una madre de familia todavía joven, que quiere cumplir su sueño de convertirse en bióloga marina y para ello, no duda en embarcarse en un viaje desde Alemania hasta Nueva Zelanda para trabajar como guía en una empresa turística especializada en cruceros para atisbar ballenas y delfines.
Es una historia de encuentros y descubrimientos, ideal para pasar el rato.

Una promesa en el fin del mundo, de Sarah Lark.
Una hermosa novela para seguir disfrutando de las descripciones de Nueva Zelanda y sus tradiciones. Les dejo una sinopsis sacada de internet:
En plena Segunda Guerra Mundial, dos hermanas polacas, Helena y Luzyna, lo han perdido todo. Sin padres ni un hogar adonde ir, son embarcadas hacia un campo de refugiados de Irán, donde sobreviven como pueden. Pero al saber que algunos huérfanos están siendo recolocados en Nueva Zelanda, Helena alberga esperanzas de ser uno de los niños seleccionados, hasta que los oficiales le informan de que solo hay espacio para su hermana pequeña, Luzyna. La mañana en que Luzyna debe embarcar, Helena se hace pasar por ella. Pero los horrores de la guerra –y la culpa por haber abandonado a su hermana–siguen a Helena en su viaje hacia una nueva vida.
Una vez en Nueva Zelanda, donde se siente bien acogida, los traumas que Helena ha sufrido alteran su paz y marcan su pasión por James, el encantador y joven piloto de las fuerzas aliados. Pero ella intentará eludir la sombra de su pasado y construir un futuro que asegure un nuevo amor, una nueva familia y, en definitiva, una nueva vida en esa nueva patria.

Papel y tinta, de Maria Reig.
Otra bella lectura, realmente este ha sido un mes de aciertos.
Transcurre en Madrid, a principios del siglo pasado. Elisa Montero, aunque de origen humilde, es criada desde niña por su madrina, una adinerada y misteriosa mujer perteneciente a la alta burguesía madrileña. La protagonista da muestras de rebeldía ante los designios que otros han trazado para ella. Elisa no solo buscará liberarse de las limitaciones que le imponen su condición de mujer y su posición social para lograr convertirse en periodista, sino que intentará tomar las riendas de su destino en la convulsa España de entre guerras, y entregarse al verdadero amor.

La villa de las telas, de Anne Jacobs.
El primero de una trilogía. Transcurre en Augsburgo, poco antes de la primera guerra mundial.
La joven Marie entra a trabajar en la cocina de la impresionante villa de los Melzer, una rica familia dedicada a la industria textil. Mientras Marie, una pobre chica proveniente de un orfanato, lucha por abrirse paso entre los criados, los Melzer esperan con ansia el comienzo de la nueva temporada invernal de baile. Esta poderosa familia tiene un secreto que pronto saldrá a la luz.

Las hijas de la villa de las telas, de Anne Jacobs.
Es el segundo libro de la trilogía.
Augsburgo, 1916. La mansión de la familia Melzer pasa a ser, por necesidad, un hospital militar. Las hijas de la casa, ayudadas por el servicio, se convierten en enfermeras que curan, cuidan y escuchan a los heridos en combate. Entretanto, Marie, la joven esposa de Paul Melzer, se hace cargo de la fábrica de telas en ausencia de su marido. Sin embargo, recibe una terrible noticia: su cuñado ha caído en el frente y Paul es ahora un prisionero de guerra. Marie se niega a que las circunstancias la venzan y lucha con todas sus fuerzas por preservar el patrimonio familiar.

Como verán, estuve bien entretenida con las lecturas.
¿Alguno les parece interesante?

11 comentarios:

  1. Que vergüenza me da no poder dar ni un solo titulo, estoy atascada y no avanzo. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay épocas para todo.. ya retomarás..
      A los libros siempre se vuelve..

      Eliminar
  2. No tenia ninguno en radar!!
    El de Sarah Lark de los delfines sabes si es anterior o posterior a los que leimos el año pasado? Porque si es posterior, capaz que lo sumo a mi lista, pero si es anterior....mmm....
    Yo en estos momentos estoy por el lado mas del humor y estoy re enganchada!!
    Besossssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aaahh ahi me fije y es de este año el de Lark!! Capaz que te lo mangueo entonces!!

      Eliminar
    2. Si, el de Sarah Lark en realidad es una historia que no tiene que ver con otras, se puede leer sola. Y está ambientada en la época actual. Pero siempre en Nueva Zelanda. Me encanta como describe ese sitio, dan ganas de conocerlo jaja
      Yo ahora mismo estoy leyendo uno de espias..
      beso

      Eliminar
    3. Si, me imagine que no tenia nada que ver con las otras historias, pero queria saber si era pre o post porque el primer libro de la trilogia que lei el año pasado no me gusto mucho como escribia, pero con el correr del tiempo me parecio que mejoro mucho la autora, entonces si era anterior, seguro que no me iba a gustar, pero posterior capaz si. Y si, ni hablar con lo de conocer!! jeje cuando la otra vez (pre-devaluacion) marido dijo que mi regalo de 40 era un viaje a donde eligiera, adivina cual habia sido mi primera opcion?? jejeje Veremos que nos depara el destino!! jajajaja

      Eliminar
    4. Dichosos tiempos pre-devaluación jajaja.
      Si, por ahora eso es un sueño muuuuyyy lejano.. suena a buen destino Nueva Zelanda..
      La novela es bastante actual, salió hace poco tengo entendido.

      Eliminar
  3. Yo con Sara Lark también disfruto mucho, pero me da la sensación q se repite mucho con las tramas, sobre todo con las trilogías ( estos libros q comentas Una promesa en el fin del del Mundo y El año de los delfines pertenecen a trilogías? Muchas gracias!!
    Elena

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, justo estos dos no pertenencen a trilogias. Son libros que pueden perfectamente leerse por si solos.

      Eliminar
  4. Cuántos libros! A veces me da "culpa" porque paso mucho tiempo en internet en vez de estar leyendo, pero bueno, tampoco me puedo forzar.

    Insomnia me gustó pero también me costó engancharme. Es más, lo dejé y lo retomé como dos años más tarde (se ve que es algo recurrente con King porque con El Resplandor me pasó lo mismo).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. También me costó un poco Insomnia.. algunos libros de este escritor son geniales, y otros cuestan mas.. igual cada tanto le deoy una oportunidad porque suelen ser buenos.. y un poco de misterio viene bien.
      beso

      Eliminar

Gracias por dejarme tu mensaje! Tus comentarios enriquecen mi blog! Te espero nuevamente!