lunes, 9 de abril de 2018

Cozumel

Para comenzar la semana voy a retomar con los relatos viajeros, y en este caso contándoles de uno de los bonitos sitios que conocimos durante nuestras vacaciones en México: la isla de Cozumel.

En Cozumel paran cruceros
La isla está ubicada frente a Playa del Carmen, y se llega fácilmente desde allí usando un ferry. Hay dos compañías de ferry disponibles, una sale prácticamente la mitad que la otra. No supimos bien porque la diferencia de precio, al parecer el servicio es el mismo, son barcos de igual categoría. Nosotros elegimos la más económica y estuvo muy bien.
Tiendas de ventas de cigarros

Algo tipico
En un post anterior les conté de algunos tips y recomendaciones en la Riviera Maya. Uno de ellos estaba relacionado a la contratación de los servicios desde Playa del Carmén versus contratarlos en Cozumel. Como nosotros no conocíamos les creímos cuando nos decían que era más conveniente contratarlos antes de cruzar, que luego era más difícil o más caro. Por supuesto no era así, y nos sentimos algo estafados después. Mi consejo es que si van a ir contraten todo en la isla. Hay mucha oferta y los precios son mejores. 




Este era un crucero de Disney
Una vez dicho eso, hay unas cuantas actividades para hacer. Una de ellas es practicar el snorkel, lo cual es muy bonito porque es un arrecife lleno de vida. Voy a hacer una entrada especial para esto, con fotos debajo del mar. ¡Valen la pena, había muchos peces!

Pasado el mediodía habíamos regresado de esa divertida excursión y nos dispusimos a recorrer la isla. Es bastante grande y es necesario alquilar algún tipo de locomoción. Hay en alquiler motos y automóviles. Nosotros alquilamos un auto, el cual estaba en bastante mal estado. Lo llamábamos el “batata móvil”, con eso les digo todo. Igual sirvió para su propósito.
Recorriendo la isla
Luego de salir de la parte más poblada de la isla (la cual está llena de tiendas, de restaurantes, etc) hay zonas bastante agrestes y diferentes playas.

Algunas tienen un balneario o construcción más establecida, se pueden alquilar reposeras y pasar allí el día. Hay otras que son públicas y no tienen prácticamente servicios instalados.


Playa Palancar
Nosotros decidimos parar en una playa llamada Palancar. Allí había un restaurante y lo que hicimos fue alquilar dos reposeras con sombrillas. Pasamos unas dos horas por ahí, a puro relax. El agua estaba preciosa, bien cristalina y con agradable temperatura.

Playa Palancar. Bellisima el agua!
Decidimos luego seguir recorriendo la isla, parando en las playas públicas para tomar fotografías.


Estas últimas tenían diferentes características. Una de ellas era más para observar que para meterse al agua, ya que tenía mayor oleaje y rocas en la orilla. Era muy linda para estar un ratito allí, muy imponente. Si mal no recuerdo se llamaba “El Mirador”.

Otra de las playas en la que nos detuvimos era una llamada “Chen Río”. Allí había unas cuantas personas disfrutando del mar. Muy bonita también para quedarse un rato.


sombras en la arena
Otra parada la hicimos en la playa “Mezcalito”, que era la última antes de emprender el regreso a la parte habitada. Allí había un par de tiendas de artesanías. Ya estaba igual comenzando a caer el sol y se acercaba la hora en que debíamos devolver el auto, así que fue breve nuestro paso por ahí.
Tuvimos un rato antes de tomar el ferry de regreso. Aprovechamos a tomar algo en un bar junto al mar, viendo esta vez sí como el sol se ocultaba tras el horizonte y dejaba su tinte anaranjado en el cielo. Un bello atardecer para dar el cierre a la excursión.

Es recomendable la visita a la isla. Si estan por la zona no dejen de ir.

¿La conocen? ¿Alguno practicó allí snorkel o buceo?

6 comentarios:

  1. Que lugar mas encantador, el agua se ve limpia y clara y la foto de las sombras es preciosa. Imagino lo bien que lo habréis pasado. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El agua era bellísima. En la playa Palancar se disfrutaba mucho..
      Lo hemos pasado muy bien!

      Eliminar
  2. ¡Qué bonito! Dan ganas de meterse en esas aguas tan cristalinas. Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, el agua invitaba… además era bajita, uno podía alejarse bastante y aun asi no lo tapaba.. además de ser super calma..

      Eliminar
  3. Nooo, no sé nadar, tengo pánico, pero veo que tu lo disfrutaste en grande, sabes captar el momento exacto con la cámara.

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jaja.. bueno, sin saber nadar tal vez el snorkel se te hubiera complicado. Muy lindo todo!

      Eliminar

Gracias por dejarme tu mensaje! Tus comentarios enriquecen mi blog! Te espero nuevamente!